Encuentra a tu doble

En estos tiempos en que las redes sociales virtuales relajan a las personas con respecto al cuidado de su privacidad, Coca-Cola Zero ha lanzado una campaña viral que aborda de forma muy superficial el viejo mito del Doppelgänger.

Bautizado como Facial Profiler, la idea es que la mayor cantidad de personas conecten su cuenta de facebook a esta aplicación y cuando tengan suficiente gente podrás buscar vía facebook quién es tu doble.

Es una interesante forma de trabajar una campaña viral vía facebook, aunque imagino que están obviando la parte del mito que dice que si te llegas a encontrar con tu doble, morirás 🙂

Algunos escritores dicen que el Doppelgäenger se encuentra en las antípodas de donde nosotros estamos. Si tal cosa es cierta, para los que vivimos en Lima, nuestros dobles deberían estar cerca del santuario de Phnum Samkos, en Tailandia. Al menos eso indica esta útil herramienta ubica-Doppelgäenger llamada Antipodr. No se como millones de peruanos y tailandeses podremos parecernos tanto, jeje, pero al menos no pienso comprobarlo como en el cuento “Doblaje” de Ribeyro.

Mi única experiencia con los Dopplegaënger fue cuando uno de ellos estuvo adelantándose a mis pasos entre 1997 y 1998. El sujeto en cuestión iba a todos los lugares donde yo iba y ya estaba aburrido que me preguntaran: “¿oye tu nos has estado antes aquí? ¿tú no te habías inscrito el semestre pasado? ¿tu tienes un hermano gemelo verdad? porque estuvo estudiando (o de visita) aquí pero hace unos meses”.

Volviendo al tema de la campaña, no se como se puede conectar el tema de los dobles con un posicionamiento para la marca de Coca-Cola. El mensaje que venden es “si la coca cola zero tiene el sabor de la coca cola, entonces ¿es posible que hay alguien alla afuera con tu cara?”. Recordemos que esto es parte de una campaña más grande donde se ha estado trabajando la idea de “si lo que parecía imposible ahora es una realidad, entonces por que no creer que coca cola zero tiene el mismo sabor que la original pero sin azucar?”

Tal vez el detalle que faltaría es la asociación de consumo de producto para que el facial profiler no termine siendo recordado independientemente de la marca que promociona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *