Publicidad Anti-antipirateria

Tu peor crimen: comprar un video originalNo, no es en error de tipeo, se trata de una propuesta publicitaria contra las campañas anti piratería.

La idea original es de Broken TV, quien al igual que muchos, opina que es totalmente errado castigar con publicidad o avisos intimidantes a aquella minoría que decidió seguir la senda “correcta” y comprar películas originales.

Si yo compré mi película legalmente en una tienda legal (valga la redundancia), porque me tengo que soplar los avisos del FBI o la publicidad en el cine que me amenazan con mandarme a prisión y/o descalificarme moralmente?

En Broken TV lo definen mejor:

why do you insist on punishing the people who go out and buy their DVDs legally by making them WATCH A STUPID PATRONISING UNSKIPPABLE ADVERT, TELLING THEM NOT TO DO WHAT THEY HAVEN’T EVEN DONE, BECAUSE THEY’VE GONE AND BOUGHT THE BLOODY DVD FROM A SHOP, EVERY SINGLE BLOODY TIME THEY WANT TO WATCH ONE OF THEIR LEGALLY BOUGHT DVDS?

El tema se puso interesante cuando Broken TV decidió mandar una carta con la pregunta arriba citada a la gente de FACT (Federation Against Copyright Theft), organización inglesa dedicada a proteger los derechos de la industria del entretenimiento y sus derechos de propiedad.

La respuesta que recibió fue la siguiente:

The reason this is the case is that, from our extensive research, we know that many people who buy counterfeit products also buy legitimate products. Therefore, the placement of anti-piracy trailers on legitimate DVDs is still an essential way of targeting those who also buy pirated copies.

Según ellos, se presume que la gente que compra películas piratas también compra originales, por lo tanto es correcto usar como canal de propaganda (si, propaganda, no publicidad) las películas originales.

Esto me hace recordar cuando una vez en la universidad un profesor se molestó porque no asistió la mitad de la clase. Y en vez de regañar a los ausentes, nos regañó a los que si fuimos (WTF?). El mismo caso se puede aplicar cuando vamos al cine y vemos el 20 pirata (risible según muchos).

Tal como ya se ha discutido antes, lo mejor seria que en vez de insultar o intimidar al usuario, se venda a través de la publicidad las ventajas de comprar originales; y si no es mucho pedir, que se actualice la industria del cine y demás nueces, porque hace rato que la gente encontró otras opciones para obtener contenidos multimedia. La industria del entretenimiento sigue un paso atrás de sus consumidores.

Para terminar, un pequeño video anti antipirata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *